“Señor, tú lo sabes todo, sabes que te quiero”

 

Hoy, 4 de agosto, festividad del Santo cura de Ars, el salesiano Eduard Rojas recibió el Orden del sacerdocio en el Santuario de María Auxiliadora de Talca.

La celebración eucarística fue presidida por el administrador apostólico Mons. Galo Fernández y concelebrada por el Provincial de los Salesianos de Chile, P. Carlo Lira.

Durante la homilía, Mons. Galo Fernández, confesó estar sorprendido de celebrar la fuerza del llamado de Dios, en medio de un momento doloroso de la Iglesia, debido a los duros cuestionamientos frente a las graves inconsecuencias de algunos clérigos.

Le dirigió unas palabras al ordenando: “Vivir esta vocación no es otra cosa que donación de ti mismo y presencia del amor de Dios, que en ti nos regala su Palabra. Yo estoy para protegerte, te dice el Señor”.

Prosiguió con que el sacerdocio es mucho más que una función, sino que es fruto de un vínculo radical con Jesús, “hoy vivimos un sacramento que te transforma por dentro, en donde se manifiesta la bondad y el poder de Dios. Consagrarte, regalar tu vida a Él. Ya no perteneces a ti mismo, sino que perteneces a Dios”.

Posteriormente se realizó el sacramento de la orden sacerdotal, donde Eduard se postró en signo de entrega a la voluntad de Dios, la imposición de manos por parte de Mons. Galo Fernández y los presbíteros salesianos concelebrantes.

Luego fue revestido con los ornamentos propios del sacerdocio por los hermanos salesianos: P. Carlo Lira, P. Severino Tardivo y P. Eduardo Castro. La unción de sus manos con el óleo y por último recibió la patena y el cáliz, símbolos de la celebración de la eucaristía.

Para sellar su ordenación, Mons. Galo Fernández le entregó la Paz del Señor, signo de bienvenida a la Iglesia, con que la asamblea respondió con aplausos de alegría al recibir a un nuevo pastor para la Iglesia.

Al término, el nuevo sacerdote salesiano, P. Eduard Rojas, dirigió unas palabras a la asamblea, agradeció a sus padres, familia, a la comunidad educativo pastoral de Salesianos Talca y solicitó la intercesión de San Juan Vianney. “Estoy agradecido por el don de la fe entregado en el bautismo e invito a los jóvenes a hacer los sacramentos”, señaló.

FUENTE: Comunicaciones Salesianos Chile

Deja un comentario

*