Sacerdote Puga y dirigentes estudiantiles realizaron liturgia en la puerta de la Gratitud Nacional

El sacerdote diocesano, Mariano Puga, con la Federación de Estudiantes de la Universidad Católica de Chile (FEUC), prepararon un momento litúrgico en el templo de la Gratitud Nacional, frente a la puerta saqueada el jueves 09 de junio pasado, por encapuchados.

La liturgia se realizó al cumplir una semana desde el atentado que sufrió la iglesia y fue encabezado por una cruz que tenía la leyenda “Dios sacia el hambre de los pobres”. Esta cruz, como lo señaló Puga, acompañó a las víctimas de los derechos humanos durante la dictadura en Chile.

En un momento de discursos, se dirigieron al público la vocera de la Confederación de Estudiantes de Chile (Confech), Marta Matalama; el presidente de FEUC, Daniel Gedde y el presidente del Centro de Estudiantes de Salesianos Alameda y miembro de la Coordinadora Nacional de Estudiantes Secundarios (Cones), Marcelo Correa.

Después se abrió el espacio para que los participantes también pudiesen expresar su sentir.

El momento, el lugar y el día fueron escogidos por el P. Mariano, quien motivó a la luz del Evangelio a los participantes y los llevó a una reflexión de lo mal que le hacen estas cosas a Chile. Con la Biblia en la mano predicó que las cosas que le hacemos al prójimo, se las hacemos al mismo Jesús.

La Cruz de madera que estaba en la liturgia, también presidió momentos cuando en dictadura se atentaban contra los Derechos Humanos, comentó el P. Puga.

Finalmente, llamó a realizar una manifestación religioso-política, “desde Arica a Magallanes, que sea la marcha de un Chile sin excluidos”.

Fuente: Comunicaciones Salesianos Alameda – Comunicaciones Salesianos Chile

 

 

 

Deja un comentario

*